14 agosto, 2010

Decís
si apenas un hombre os roza,
que otra vez, del otro lado
que como una pluma
descendés
como caminar cuadras y cuadras
más allá de la avenida
más acá de la plaza.
Decís
si apenas os desnudan, despacio
que la muerte, que otra vez
regresás
a ser la ciega que sólo
sabe volver sobre si misma.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal