02 noviembre, 2009

Hay ataúdes cayéndose desde mi pecho que no dicen nada.
No sé llorar.
Hay tantos ojos como los míos trenzados y deshechos agonizando en el suelo. Lamentos antropomórficos.

1 comentarios:

Blogger Pez Susurro ha dicho...

en el suelo

pisoteados

4 de noviembre de 2009, 18:15  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal